UNICANAL
Hora:

Grupos guerrilleros "usan a niños como carne de cañón", según legisladora colombiana

17-09-2020, 14:12
La senadora colombiana Paola Olguín aduce que el Estado no es culpable de la muerte de menores en los campamentos militares, sino los grupos criminales, que instrumentalizan a los niños.
COMPARTIR

La senadora colombiana Paola Olguín conversó con Carlos Peralta en El Péndulo, sobre el reclutamiento de niños por parte de las organizaciones criminales. Sostuvo que está plenamente demostrado el vínculo que existe entre las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) y el autodenominado Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP).

Paola Olguín, senadora de Colombia. Foto: Captura de pantalla / El Péndulo.
Paola Olguín, senadora de Colombia. Foto: Captura de pantalla / El Péndulo.

Recordó que ya en el año 2004 con el secuestro de Cecilia Cubas, se probó que los criminales recibieron asesoría de los terroristas de las FARC. Expresó que esta organización criminal en los últimos 18 años, ha reclutado a más de 14.000 menores de edad forzosamente, con varios fines.

Detalló que los reclutamientos fueron forzosos, para entrenarlos para actividades delictivas, además la legisladora comentó que está probado el abuso sexual y uso pornográfico de los pequeños. 

“Ellos usan a los niños como carne de cañón”

Paola Olguín indicó que los criminales utilizan a los menores de edad y los instrumentalizan para el crimen y la guerra. Sostuvo que utilizan a los mismos para evitar que las fuerzas públicas actúen contra ellos o para tratar de desmoralizar a las fuerzas públicas por los ataques contra ellos.

No nos dejemos engañar. La responsabilidad no es del Estado, sino de los criminales que los usan como carne de cañón. Los usan porque cuando se hace un ataque contra un blanco legítimo, como un campamento guerrillero, ellos saben que terminarán empapelando al Estado aduciendo que ahí había pequeños”, aseveró la senadora colombiana.

"El reclutamiento de menores es un delito muy grave que no precluye”

Explicó que en derecho internacional, “un joven que esté en el campamento, que tenga uniforme y esté armado, deja de ser una persona protegida, por ser combatiente y se vuelve en un blanco legítimo”. 

Recomendó que el Estado realice fuertes campañas para evitar el reclutamiento de menores e instar a la ciudadanía a que denuncie este flagelo. Además, sugirió que se enfrente públicamente a las organizaciones “que por afinidad ideológica terminan en complicidad con los criminales y terminan haciendo creer que la culpa es del Estado” y de esa manera, permiten el fortalecimiento de las estructuras criminales.

La legisladora sostuvo que los derechos de los menores son prevalentes y nada le da derecho a los criminales a tener niños en un campamento, así sean sus hijos. Recordó que el reclutamiento de menores es un delito internacional muy grave de lesa humanidad, que no precluye.

Explicó que lo que hay es una falta de compromiso público para la lucha contra estas estructuras, no de una legislación. “Hay suficientes herramientas internacionales que permiten a naciones cooperar, brindar información y asistencia técnica”, refirió.

La senadora colombiana mencionó que los criminales leen generosidad como debilidad y dejó una frase para describir esta situación: "Los bandidos son como los perros, muerden cuando huelen miedo”.

COMPARTIR